Sunday, March 2, 2014

Ya lo dijeron las Spice: Mama I love you, Mama I care.


Tengo una pregunta para aquellas que son madres... ¿Cuando das a luz, se te desprende algo del oído junto con la placenta y el bebé?

Sí, sí... no tienen nada que ver la vagina y el oído... pero igual del esfuerzo, no sé.

Cuando me nacieron, además del GPS debajo del brazo, debí tirar de alguna cosa por ahí dentro que me quedé con membranas del oído de mi madre...
Lo digo porque mi madre, es de esas...
Esas mujeres a las que tienes que decir que dejen de echar comida antes de que empiecen a echarla... porque la llega el ¡PARA! con un retardo de 7 cucharadas y media... Soperas, cuidao.

Es de esas que entran en tu habitación y tu intentas echarla antes de que pase la frontera de la puerta... pero no lo oye, entra... y tu dices: No quiero que me subas la persiana, ni que me la bajes... pero entra y lo hace.

Es de esas que, si se te hubiera caído la estantería encima y estuvieras atrapada a punto de morir... jamás oiría tus gritos, pero que si estás tranquilamente mirando gatitos en internet, abrirá la puerta de sopetón para ver si la has llamado.

Es de esas que comparten televisión con el vecino, porque ponen el volumen para que él también pueda seguir el programa... pero que si dices que está muy alto, echan la culpa al mando.

Es de esas que se enfadan porque no te han oído y te dicen que hablas muy bajito, y de las que se enfadan también cuando las das folletos de sonotones...


Algo debéis saber... una madre JAMÁS admitirá que se está quedando sorda. Si ella no oye bien, es culpa de todo lo que la rodea.

No comments:

Post a Comment